Los datos históricos no pueden ser transmitidos por sí solos haciendo necesaria una narración que los ordene y comunique con un sentido determinado, por lo que ese orden será determinado por la intención con la que se deseen reproducir dichos datos. Por tal razón, el análisis a la narrativa utilizada en el libro de texto de historia se vuelve una tarea importante para dejar al descubierto las ideas, actitudes y valores que el gobierno desea promover entre los jóvenes estudiantes del país.


(Leer más...)